jueves, 23 de abril de 2015

Familia (Intimidades de mi ovo-recepción y adopción. Fuera secretos. Segunda Parte)

Hay una cosa que Mamá Jones no ha comentado en su último post y es que había momentos en que casi parecía más antinatural una ovodonación que una adopción... A mí personalmente no me hacía gracia que no existiera "igualdad de condiciones". Yo prefiero que sea de los dos del mismo modo.

La idea que germinó en nuestra cabeza y dio sentido a todo lo que nos estaba pasando era en realidad más sencilla.

Mamá Jones es mi familia más directa, más importante y más cercana. Mi escala de prioridades está encabezada por ella porque no es la familia de la que vengo, sino que es la familia que estoy empezando. Cualquiera que esté casado sabe eso.

Sin embargo, genéticamente hablando no somos NADA cuando lo somos TODO el uno para el otro.

Ese/a bulgarit@ que genéticamente todavía ni existe lo será TODO del mismo modo, y no será un extraño en la familia.

¿Acaso hay otro modo de verlo?


1 comentario: